Cataluña: Participación ciudadana en elecciones supera a las del 2015 (VIDEO)

shadow

 

BARCELONA.- Con uno de los candidatos en la cárcel y  otro prófugo  en Bruselas, miles de votantes catalanes formaron colas desde la primera hora, con una participación mayor a la registrada en el 2015 y que se espera siga incrementándose.

La participación a las 6 de la tarde (hora local)  según la página de la Generalitat de Catalunya, se sitúa en el 68%, cinco puntos más que en 2015 (63,12%).

Este es el excepcional ambiente en el que Cataluña celebra este jueves sus duodécimas elecciones autonómicas con  más de 17.000 agentes, entre Mossos d’Esquadra, Policía Nacional, Guardia Civil y Policía Local, que velarán por que la jornada se desarrolle con normalidad.

Más de 5,5 millones de catalanes están llamados a las urnas este 21-D, en una cita para la que se augura una participación histórica, superior al 80%, y que viene marcada por la incertidumbre.

Los votantes deben elegir a 135 diputados y la posibilidad de que ningún partido logre la mayoría necesaria para permitir la investidura del próximo presidente deja abierta la puerta a que haya unas nuevas elecciones.

El candidato Oriol Junqueras se encuentra recluido en España mientras que el expresidente, Carles Puigdemont, permanece en Bruselas, Bélgica, como prófugo de la justicia.

Las encuestas han venido situando a ERC y a Ciudadanos como las formaciones que más votos obtendrán, con un resultado tan ajustado que se habla de empate técnico.

 El bloque independentista, formado por los republicanos, Junts per Catalunya y la CUP, podría perder la mayoría absoluta, establecida en 68 escaños, pero tampoco está claro que el bloque constitucionalista, con el partido de Inés Arrimadas, PSOE y PP, la alcance.

 En ese contexto, la postura que vaya a adoptar Cataluña se considera clave.

Tras la sesión constitutiva del Parlament, en la que se elige el presidente del Parlament y los miembros de la Mesa, se abre un plazo de 10 días hábiles para que el presidente de la Cámara proponga la investidura de un candidato a la Presidencia de la Generalitat.

Esto situaría el plazo máximo hasta el martes 6 de febrero: entonces se sometería a una primera votación y, si no lograra la mayoría absoluta de los votos, dos días más tarde se celebraría una segunda votación, en la que al candidato le valdría la mayoría simple para ser investido.

Si tampoco lo lograra entonces, se abriría un plazo máximo de dos meses para encontrar un candidato, lo que situaría la fecha límite para votar un presidente de la Generalitat en el sábado 7 de abril; si no fuera posible, se volverían a convocar elecciones automáticamente. (ECHA- Agencias)