China exige a Canadá la inmediata libertad de Meng Wanzhou directora del gigante Huawei (VIDEO)

shadow

 

BEIJING.- China protestó este miércoles por la detención en Canadá de Meng Wanzhou, directora financiera del gigante de las telecomunicaciones Huawei, que se enfrenta a una petición de extradición de Estados Unidos, y urgió su inmediata liberación.

La detención de Meng Wanzhou llega después de que las autoridades estadounidenses comenzaran una investigación por supuestas violaciones de las sanciones impuestas a Irán de Huawei, que ya estaba bajo férreo control de la inteligencia estadounidense, que consideran la compañía china una amenaza para la seguridad nacional.

La directiva de Huawei fue arrestada el 1 de diciembre en Vancouver, y se enfrenta a una petición de extradición de Estados Unidos, informó en un comunicado el Ministerio de Justicia canadiense.

El ministerio no dio más información al respecto al existir una petición para prohibir su publicación de parte de la arrestada, que es hija del fundador de Huawei, Ren Zhengei, ex ingeniero del Ejército Popular de Liberación de China.

The Wall Street Journal informó en abril que las autoridades estadounidenses abrieron una investigación por supuestas violaciones de Huawei a las sanciones impuestas a Irán.

La embajada china en Ottawa emitió un respuesta de inmediato, en la que protestaba contra la detención de la directiva y pedía su liberación.

“La parte china se opone firmemente y protesta enérgicamente por este tipo de acciones que perjudicaron gravemente los derechos humanos de la víctima”, señala un comunicado, que pide que se “restaure la libertad personal de la señora Meng Wanzhou”.

“A petición de la parte estadounidense, la parte canadiense arrestó a una ciudadana china que no violó ninguna ley estadounidense o canadiense”, continuó la embajada.

Huawei es uno de los proveedores de equipos de telecomunicaciones y servicios más grande del mundo.

Pero a pesar de su éxito global, su negocio en Estados Unidos se ha visto estrechamente limitado por las preocupaciones de que podría debilitar a los competidores locales y que sus teléfonos celulares y equipos de red, utilizados ampliamente en otros países, podrían proporcionar a Beijing vías para el espionaje. (ECHA- Agencias)