Las dunas peruanas vuelven al Rally Dakar 2018 en su 40ª edición

shadow

 

BARCELONA (España).- Perú vuelve en el 2018 tras cinco años de ausencia al recorrido del Rally Dakar, donde sus dunas se erigen como principal atracción de la 40 edición de la prueba, que hoy se ha presentado en Barcelona, en el marco del Dakar World Tour, que recorrerá todo el mundo para dar a conocer las novedades de la carrera de resistencia de autos y motos más dura del mundo.

El Dakar 2018, que se disputará entre el 6 y el 20 de enero del próximo año, vuelve al Océano Pacífico (Lima-La Paz), donde dará comienzo su recorrido desde Lima, capital de Perú, y seguirá hasta La Paz, donde la pasada edición 800,000 personas recibieron a los participantes.

“A todos nos quedará en la memoria el recibimiento que hubo. Por eso es un buen motivo para hacer el día de descanso en La Paz”, ha explicado el director deportivo del Rally Dakar, Marc Coma.

Argentina será el tercer país que completará el recorrido, estado que ha sido cita en las diez ediciones del Dakar que se han celebrado en Suramérica, y Córdoba será la ciudad donde finalice la carrera.

“Habrá una primera semana exigente. De Lima a la Paz el 80% del recorrido serán dunas y fuera pista“, ha detallado Marc Coma, cinco veces ganador del Dakar sobre dos ruedas.

El acto de presentación ha contado con la presencia de pilotos españoles participantes en la pasada edición, como Laia Sanz, Gerard Farrés, Joan Barreda, Nani Roma, Isidre Esteve y Joan Pedrero, momento que ha servido para reconocer y valorar su participación en la edición 2017.

El director general de RPM-MKTG, corresponsal del Dakar en España, Félix Dot, ha asegurado que a pesar de no haber tenido ningún vencedor en la pasada edición, está convencido de en el 2018 “optarán a alguna victoria”.

“Si el año pasado con los mayores cambios deportivos que hizo Marc Coma ya se notó el cambio, con la llegada de Perú podéis ir preparándoos porque no será nada fácil”, ha alertado Dot a los pilotos presentes.

El primer piloto español en ganar el Dakar, Nani Roma, ha afirmado en declaraciones a EFE que la vuelta de Perú al recorrido “es un gran paso”, y que facilita mucho las cosas tanto a la organización como a los pilotos, al no haber enlaces.

“Está la ruta 40 que atraviesa todo Perú, y hacemos la carrera a cada lado. Será complicado a nivel de pilotaje, habrá mucha duna, pero en cualquier caso es lo que a todos nos gusta”, ha asegurado el ganador del Dakar en motos en el 2004 y en coches el 2014.

Asimismo, la ganadora del Dakar en categoría femenina, Laia Sanz, también ha valorado la entrada de Perú al recorrido: “Todo aquel que sueña en correr un Dakar, quiere hacerlo en arena. Los últimos años nos ha faltado esto, y el año pasado Marc aportó un gran cambio en el tipo de carrera, y este año todavía irá más en esta dirección”.

“Estoy animada y con ganas de prepararlo. Quiero trabajar más duro la navegación para no cometer los errores de este año. Todavía tengo margen de mejora”, ha apuntado Sanz.

Por su parte, el único español en el podio del Dakar 2017, Gerard Farrés, ha agradecido a Marc Coma la dirección que ha tomado el Dakar, donde la navegación adquiere más importancia.

“Empecé como mochilero de Marc, y poco a poco vas creciendo. Somos una familia ‘dakariana’. Lo pasamos muy mal pero esto hace que estemos muy unidos”, ha explicado el piloto catalán.

El Dakar nació en 1979, momento en el que no llegaba a los 200 participantes. En los últimos años, unos 500 participantes se atreven a correrlo, 600 personas lo organizan, disponen de 10 helicópteros y un total de 2,800 personas se trasladan de vivac en vivac cada día. “Son números impactantes”, ha sentenciado Coma.