Roland Garros: Nadal y Djokovic ganan fácil y avanzan a la 3ra ronda

shadow

 

Si hay una fecha marcada en rojo en Roland Garros es la semifinal prometida entre el español Rafael Nadal, que persigue su décimo título, y el serbio Novak Djokovic, que busca revalidar el del año pasado, y ambos avanzaron este miércoles hasta la tercera ronda sin pestañear.

En una jornada sin sorpresas entre los favoritos, con victorias del canadiense Milos Raonic, del austríaco Dominic Thiem y del búlgaro Grigor Dimitrov, sólo la eliminación del francés Jo-Wilfried Tsonga en el partido aplazado la víspera de primera ronda perturbó el devenir normal del torneo.

El partido había quedado en suspenso la víspera, cuando la noche hizo imposible que el debutante, que ha vivido cuatro años en Francia, culminara la mayor hazaña de su corta carrera.

El acceso a tercera ronda fue un paseo para Nadal y Djokovic. El español mostró frente al holandés Robin Haase, 46 del ránking, un pegador que comprobó que el nivel del español está a punto para su décima Copa de los Mosqueteros.

En una hora y 49 minutos, Nadal, cuarto cabeza de serie pero principal favorito para la victoria final, se deshizo de un tenista que hace siete años le llevó hasta los cinco sets en la segunda ronda de Wimbledon y que hoy cayó por 6-1, 6-4 y 6-3.

Su siguiente rival será el georgiano Nikoloz Basilashvili, de 25 años y 63 del mundo, con quien no ha jugado nunca, un golpeador como Haase que se deshizo del serbio Viktor Troicki por 7-6(3), 7-6(2) y 7-6(6).

El español vuelve a ser el tenista que, sobre tierra batida, se presenta como una montaña infranqueable para sus rivales y eso comienza a hacer mella en el torneo que, salvo sorpresa mayúscula, deberá contar con él para repartir otra vez el trofeo.

El que más papeletas tiene para evitarlo es Djokovic, que de la mano de Andre Agassi parece haber recuperado el tenis que perdió tras ganar el año pasado en París el último Grand Slam que le faltaba.

El serbio, segundo cabeza de serie, se deshizo del portugués Joao Sousa por 6-1, 6-4 y 6-3 en 2 horas y 7 minutos.

Djokovic se medirá por un puesto en los octavos de final con el argentino Diego Schwartzman, un especialista en tierra batida que venció al italiano Stefano Napolitano, procedente de la fase previa, por 6-3, 7-5 y 6-2.

El serbio ya venció al argentino en el único duelo entre ambos, en el Abierto de Estados Unidos de 2014.

Más problemas tuvo Raonic, teórico rival de Nadal en cuartos, que perdió el primer set frente al brasileño Rogério Dutra Silva por 4-6, 6-2, 6-3 y 6-4.

El gigante canadiense, que ganó a base de saques, se medirá contra el español Guillermo García López, que arrastra unas molestias físicas pero que ya ha avanzado dos rondas en París, hoy frente al argentino Marco Trunguilleti.

En el cuadro femenino, ganó la española Garbiñe Muguruza, cuarta favorita y defensora del título, aunque cedió un set ante la prometedora estonia Anett Kontaveit, 6-7(4), 6-4 y 6-2, un triunfo de paciencia que le llevará a medirse a la kazaka Yulia Putinseva.

También venció la estadounidense Venus Williams, décima favorita y finalista del pasado Abierto de Australia, frente a la a la japonesa Kurumi Nara por 6-3 y 6-1.