Temer recibe interrogatorio de la Policía sobre sospechas de corrupción

shadow

 

RÍO DE JANEIRO/Brasil.- El presidente de Brasil, Michel Temer, recibió este lunes el interrogatorio de la Policía Federal en el marco de la investigación que la Corte Suprema abrió por sospechas de corrupción y que amenaza la continuidad de su Gobierno.

El mandatario  tiene ahora un plazo de 24 horas para responder por escrito a las 84 preguntas que le ha formulado la Policía sobre la sospecha de que pudo haber incurrido en los delitos de corrupción pasiva, obstrucción a la Justicia y asociación ilícita, de acuerdo a la agencia Efe que cita a fuentes de a Presidencia.

No obstante, el gobernante no está obligado a responder al interrogatorio policial, que se basa en los testimonios ante la Justicia de varios ejecutivos del grupo JBS, como el empresario Josesley Batista que grabó una comprometedora conversación, dentro de un acuerdo de colaboración.

Video relacionado

En esas declaraciones a la Justicia, varios ejecutivos del grupo JBS acusaron al jefe de Estado brasileño de recibir coimas desde el 2010 y aportaron un explosivo audio , en la que el mandatario escucha en silencio o consiente posibles delitos.

El caso está centrado sobre todo en ese audio grabado por Joesley Batista, uno de los dueños de JBS, en una reunión que tuvo con Temer en su residencia oficial y que el propio mandatario reconoce haber tenido, pero niega que lo tratado en ese encuentro pueda incriminarlo en algún hecho ilícito.

Desde que se desató el escándalo, Temer ha perdido el apoyo de varios partidos en la Cámara de Diputados y tanto la oposición como algunos legisladores de su base oficial han exigido su renuncia inmediata, lo que ha amenazado la continuidad del Gobierno y la aprobación de importantes reformas económicas.

Temer ha dicho una y otra vez que no dimitirá y que probará su inocencia, pese a lo cual se incrementan las marchas de protestas exigiendo su renuncia.

Según la Constitución, si Temer renuncia o es destituido, el Congreso deberá realizar una elección indirecta para escoger a la persona que completará el período iniciado por Dilma Rousseff en  el2015, el cual concluye el 1 de enero del 2019.

La recepción de las preguntas se produce un día antes de que se reinicie el otro frente que tiene abierto Temer, pero en este caso en la Justicia electoral, y que podría llevar a anular su mandato por supuestas irregularidades en la campaña de las elecciones de 2014, a las que acudió como candidato a la Vicepresidencia. (ECHA – Agencias)