Viña del Mar 2016: Alejandro Sanz triunfa en la Quinta Vergara

shadow

 

Después de las espectaculares presentaciones de Marco Antonio Solis, Ricardo Montaner y Eros Ramazzotti. Alejandro Sanz no se podía quedar atrás. El español desató la locura de sus fanáticas en la tercera noche del Festival Viña del Mar 2016 y lo hizo desde su ingreso a la Quinta Vergara entre medio del público, generando la histeria de las mujeres que desesperadas se lanzaban tratando de tener una selfie, tocarlo e incluso darle besos.

“Chi, chi, chi, le, le, le”, coreaba Alejandro Sanz al ingresar al recinto, antes de comenzar su presentación con “Quisiera ser”. “Buenas noches Viña. Me da muchísimo gusto estar esta noche aquí, ya lo saben”, saludó, motivando gritos desde todo el recinto con cada paso y gesto que hacía. Tal como lo había anunciado, su presentación —que a ratos parecía un karaoke— guardaba ciertas variaciones, que incluían algunos de sus mayores éxitos con artistas invitados. De esta manera fue acompañado por la mexicana Paty Cantú para interpretar “Desde cuándo”, Ana Torroja para cantar “Un zombie a la interperie” y Javiera Mena con “Corazón partío”.

No obstante, la interpretación de la chilena Javiera Mena generó críticas en las redes sociales. Su vestuario (en comparación a las otras dos artistas), su falta de desplante sobre el escenario, su voz e incluso pedazos de la canción que no sabía, desataron la molestia de los enfurecidos seguidores de Alejandro Sanz.

El público de Viña del Mar le otorgó a gritos ensordecedores la Gaviota de Plata y más tarde la de Oro a Alejandro Sanz. “Siento como si fuera una canción nueva esta gaviota”, aseguró Sanz antes de interpretar “Viviendo Deprisa” como despedida de su cuarta participación del Festival de Viña.