Cineastas de Perú ven amenazada libertad artística por “Ley Karina Calmet”

shadow

 

La Unión de Cineastas Peruanos (UCP) denunció que un proyecto de ley presentado en el Congreso amenaza su libertad artística al dificultar que el Ministerio de Cultura financie películas sobre hechos violentos, como los ocurridos en el conflicto armado interno que tuvo el país entre 1980 y 2000.

La iniciativa legislativa titulada “Ley para el desarrollo de la cinematografía y el audiovisual peruano”, elaborada por la congresista fujimorista María Melgarejo, prohíbe que en los concursos organizados por el Ministerio de Cultura sean seleccionadas películas que incurran en “apología al terrorismo”.

Asimismo, el texto indica que “se considerará un aspecto favorable para la selección de los proyectos que no enaltezcan ninguna forma de abuso, violencia física y/o psicológica u opresión al ser humano”.

La UCP advirtió que este proyecto de ley se da “en el contexto de paranoia ultraconservadora que busca invadir la política peruana y uniformizar la memoria histórica nacional”.

Precisó que también pretende cuestionar la autonomía de los jurados y la neutralidad del Estado frente a las obras cinematográficas.

El documento ha sido bautizado por sus críticos como “Ley Karina Calmet”, en referencia a la modelo y actriz peruana que recientemente que pidió no ir a ver la película “La casa rosada” por considerar que hacía apología al terrorismo y que “no cuenta la historia de lo que fue el terrorismo sino al revés”.

El filme, del fallecido director peruano Palito Ortega, narra con detalle las probadas torturas, violaciones, ejecuciones extrajudiciales y desapariciones cometidas por las fuerzas armadas en su natal ciudad de Huamanga, la más golpeada por el conflicto interno, así como los atentados terroristas cometidos en esta por Sendero Luminoso.

Por su parte, la Asociación Peruana de Prensa Cinematográfica (Apreci) consideró, en otro comunicado, que el término de “apología al terrorismo” que señala el proyecto de ley es muy subjetivo y ambiguo.

Apuntó que “condicionar la actividad creativa a este tipo de supervisión propuesta mermaría la riqueza expresiva” del cine peruano.

La Apreci recordó que, además de “La casa rosada”, recientemente también se estrenaron películas que han narrado diversos ángulos de la época de violencia interna como “La hora final”, enfocado en la captura del fundador y líder de Sendero Luminoso, Abimael Guzmán.

El conflicto armado interno desatado por los grupos subversivos Sendero Luminoso y Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA) contra el Estado peruano causó unos 69.000 muertos entre 1980 y 2000, la mayoría a manos de Sendero, según el informe final de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación (CVR). EFE

Congreso gasta 2 millones 739 mil soles en compra de uniformes