Copa del Rey: Así jugaron los protagonistas del choque Sevilla-Barcelona

shadow

 

El choque de la final de la Copa del Rey, en el que se impuso inobjetablemente el Barcelona (5-0), tuvo como protagonistas más importantes a los del equipo culé y entre los que más destacaron se encuentran: Iniesta, Messi, Suárez y el guardameta Cillisen.

Cillessen (8): Fue el protagonista necesario en el primer gol de los azulgrana, al lanzar un pase preciso y lejano a Coutinho, que acabó en gol de Suárez. En las pocas aproximaciones del Sevilla, resolvió con acierto y en movimiento de balón con los pies estuvo brillante. En el m.63, realizó una gran tapada en un disparo de Sandro.

Sergio Roberto (6): No tuvo mucho trabajo el lateral catalán, que se ofreció en numerosas ocasiones para subir por la banda, aunque en esta ocasión su lado y el de Coutinho fue por el que menos percutió el Barza.

Piqué (8): El central barcelonista necesitaba un partido como el de esta noche, en el que estuvo imperial, yendo al corte con éxito e imponiéndose con autoridad. Movió bien y neutralizó algunas de las aproximaciones del Sevilla.

Umtiti (8): Después de sacar un balón envenenado en el m.17, vivió sin muchos apuros y estuvo muy centrado junto a Piqué en el eje.

Jordi Alba (7): Su trabajo más notable fue el que originó por la banda en ataque, del que destaca la incursión y posterior taconazo a Messi para el segundo tanto del Barcelona. En el m.50, en una buena acción defensiva se echó al suelo donde desbarató un disparo a Franco Vázquez

Rakitic (8): Partido muy completo el cuajado por el croata, en una labor sin mucho lucimiento pero dando consistencia a un centro del campo azulgrana que no dio concesiones.

Sergio Busquets (8): Soberbio el mediocentro azulgrana en todas las facetas, con una floritura incluida dentro de su área tras dos regates. Maniató a un Sevilla que por el centro se estrelló en numerosas ocasiones. Vio una amarilla en el m.73 tras una dura entrada a Franco Vázquez y fue sustituido.

Los jugadores del FC Barcelona, (i-d) el croata Ivan Rakitic, el argentino Leo Messi y Andrés Iniesta, posan con el trofeo que les acredita ganadores de la Copa del Rey tras derrotar al Sevilla por 5-0 en el encuentro que han disputado anoche en el estadio Wanda Metropolitano, en Madrid. EFE/Ballesteros.

Iniesta (10): El capitán azulgrana se despide de la Copa con un partido sublime, igual al realizado hace dos temporadas también contra el Sevilla en la final. Combativo, creativo y siempre con un último pase en busca del gol, como en el segundo tanto, en el que acabó siendo el mejor socio de la jugada. Estrelló un balón en el travesaño en el m.28. Su actuación la redondeó con un gol (4-0) tras burlar al meta sevillista. Vio una amarilla por una protesta reiterada tras reclamar un penal. Acabó sustituido y ovacionado en el m.87.

Coutinho (7): Vivió enganchado en la banda derecha, algo que no le gusta, pero allí hizo bien su trabajo, especialmente en ataque, para servir el pase del primer tanto y para generar mucho miedo en la defensa sevillista cada vez que intentaba encarar para centrar o para dar un pase de gol. En el m.68 fue objeto de penal y el brasileño transformó desde once metros el quinto de la noche (5-0).

Luis Suárez (9): Noche pletórica del uruguayo, que volvió a pelearse hasta con su sombra. Marcó dos goles en la primera parte de marca de casa de un ariete.

Messi (9): Fue de menos a más, de impreciso a resolutivo y necesario. Suyo fue el segundo tanto, a taco de Jordi Alba, y autor de una asistencia en la que el Barza construyó el tercer gol. En el m.9, en una falta directa, hizo lucirse a David Soria, que le sacó un balón que se colaba por la escuadra.

Paulinho (6): Sustituyó en el m.76 a Busquets y cayó bien en el centro del campo, donde encontró a un rival débil y tocado y le costó poco mover con soltura en corto a sus compañeros para no generar pérdidas.

Dembélé (s.p): Entró en el m.81 por Coutinho. Se echó a la banda derecha y no le llegaron muchos balones.

Denis Suárez (s.p): Entró por Iniesta en el último tramo del partido. No entró en juego.

Así jugaron los integrantes del Sevilla

David Soria (3): Tapadón al principio tras tiro libre directo de Messi pero después no salió para despejar con el pie y propició el primer gol de Luis Suárez. Estuvo vendido en el resto de goles aunque también mostró mucha inseguridad.

Jesús Navas (6): Tapó las incursiones de Jordi Alba y cuando subió por la derecha puso criterio y las pocas opciones de peligro de los suyos, pero sus ganas no fueron suficientes ante la superioridad del adversario.

Mercado (3): Entre él y Lenglet intentaron que Messi no entrara en juego. Se cargó con una tarjeta en el m.33 por una entrada a Suárez y siempre estuvo desbordado por el uruguayo.

Lenglet (4): Se las tuvo que ver con Luis Suárez al alternar la marca con Mercado. Al igual que su compañero de línea estuvo a merced de los rivales.

Escudero (4): Fue el que menos trabajo tuvo por el lateral izquierdo, aunque no estuvo atento en el primer gol con el balón por su zona. Vio una tarjeta amarilla que le hizo tomar precauciones.

Nzonzi (4): Fue el enlace entre la defensa y la zona de creación del Sevilla. Intentó no perder la posición y dársela de la mejor manera al compañero sin arriesgar, además de tapar huecos, pero en el aspecto ofensivo no aportó.

Éver Banega (3): Poco participativo y perdiendo balones comprometidos. El principal protagonista para darle criterio a su equipo estuvo sin ideas y fueron más para defender que para crear.

Sarabia (3): Apareció poco por el extremo derecho, estuvo perdido entre líneas y nunca pudo tomar protagonismo para mejorar el rendimiento del Sevilla. Fue sustituido en el m.82 por Layún).

Franco Vázquez (3): Tardó en entrar en juego para dar los pases que esperan sus delanteros. En la tónica de todo equipo, no supo encontrar metros entre la presión que ejercieron Sergio Busquets o Rakitic. Fue sustituido al final por Nolito.

Correa (3): Le llegó un balón franco poco después del 1-0 pero estuvo desafortunado en el remate. No tuvo lucidez para irse del adversario por el extremo derecho ni asociarse con los que tenían que crear peligro. Fue sustituido por Sandro en el descanso.

Muriel (4): Su trabajo era el de pelear con la defensa y lo hizo pero más para defender que para poner en peligro al meta Cillesen. Corrió pero nunca le dieron juego.

Sandro (5): Salió en el inicio de la segunda parte por un desaparecido Correa, pero ya el Barza se había comido al Sevilla con un 3-0 y poco pudo hacer para ayudar a un equipo entregado, pero lo intentó.

Layún (S/C): El mexicano salió en el minuto 82 por Sarabia y con el marcador con un 5-0. Intentó dar algo de frescura para que el Barcelona no hiciera más daño.

Nolito (S/C): Al igual que Layún, salió en los minutos finales de desecho con todo resuelto y solo con la misión de dar algo dar aire a un equipo hundido.

EFE /Alex Santos / Antonio Gutiérrez