Estado Islámico reivindicó ataque suicida a academia policial en Pakistán

shadow

 

RAQQA.- El Estado Islámico se atribuyó el ataque con terroristas suicidas, contra una academia de policías en  Pakistán que dejó al menos 62 muertos, incluidos tres yihadistas,  y un centenar de heridos  en la ciudad de Quetta. (VIDEO)

La agencia Amaq, vinculada al Estado Islámico , cifró el número de víctimas del ataque en 60 policías muertos y 120 heridos  mientras que el vocero del gobierno de la provincia de Baluchistán  señaló que los muertos fueron 62, incluidos tres terroristas suicidas.

El asalto comenzó antes de la medianoche cuando tres terroristas entraron en las instalaciones policiales y empezó una batalla contra las fuerzas de seguridad, que se ha alargado durante cinco horas, dijo el portavoz policial Gulab Khan.

Hombres armados con fusiles y chalecos bomba atacaron las instalaciones y batallaron cinco horas con las fuerzas de seguridad en Quetta, en el oeste del país

La fuente indicó que los tres asaltantes llevaban chalecos bomba y que dos de ellos activaron los explosivos que portaban.

Un cadete de la academia confirmó a  los canales locales de televisión que vio cómo tres hombres con ropa de camuflaje entraron en el dormitorio con rifles Kalashnikov.

“Empezaron a disparar, pero pude escaparme por un muro”, afirmó,

El mayor general del cuerpo de los Frontiers Corps Sher Afgan comentó en un principio a medios locales que los atacantes pertenecían al grupo terrorista sunita Lashkar-e-Jhangvi (LeJ) y que durante el ataque estaban en comunicación con Afganistán y organizaciones talibanas.

Las fuerzas de seguridad batallaron cinco horas hasta sofocar el ataque . Baluchistán es escenario habitual de ataques de grupos secesionistas, milicias islamistas y redes mafiosas que operan en todo el país.

El pasado mes de agosto un suicida acabó con la vida de 72 abogados en un hospital, donde habían acudido por el asesinato una hora antes de otro letrado.

Pese a este tipo de atentados, Pakistán ha visto caer el número de acciones terroristas, una tendencia que el Gobierno y el Ejército atribuyen a la operación militar iniciada en junio de 2014 en el noroeste del país contra supuestos santuarios talibanes. (ECHA- Agencias)