Liga Santander: Real Madrid con comodidad se impuso 3-0 a UD Las Palmas

shadow

 

El Real Madrid pese a las ausencias de equipistas esenciales se impuso con comodidad a la UD Las Palmas (3-0), antes de encarar el próximo martes en Turín la ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones ante el Juventus.

El conjunto blanco dejó encarrilada su victoria ya al descanso, con goles de Bale y Benzemá (de penal), un triunfo que aseguró nada más volver del descanso el propio Bale, también desde los once metros, y con la única nota negativa de la lesión de Nacho Fernández en el primer tiempo.

Ante el inminente choque con la Juve, Zidane se dejó en Madrid a Cristiano Ronaldo, Ramos, Marcelo, Kroos e Isco, además del sancionado Carvajal, pero no quiso correr riesgos y puso al resto de habituales titulares en un once inicial reconocible, del centro del campo hacia adelante.

Por su parte, la Unión Deportiva, aún más presionada en su lucha por salvar la categoría tras conocer el empate obtenido solo unas horas antes por el Levante, se mostró como un equipo atrevido, con sendos disparos desde fuera del área; el primero, de Calleri, pasó ceca del palo derecho de Navas, y el segundo de Halilovic, lo rechazó el portero costarricense.

Benzema respondió con un disparo dentro del área, potente pero centrado, que rechazó Chichizola en el minuto 13.

Marco Asensio, en el m.23, perdonó el 1-0 tras una recuperación y rápida transición con pase de Bale al mallorquín, cuyo disparo desvió Chichizola sacando una gran mano izquierda.

El Madrid, no obstante, concedió algunas facilidades atrás. Momo también pudo marcar para Las Palmas pero le pegó mal al balón, con demasiada comodidad dentro del área.

El conjunto blanco sí demostró su pegada con un gran gol de Gareth Bale. El tanto se originó en un saque en corto de Keylor Navas a Asensio, pase de éste a Modric y gran servicio al croata que acabó el galés de potente zurdazo al larguero, a media altura, ganando en su galopada a Macedo.

Las Palmas no reaccionó al golpe recibido, ahí no acabaron sus desgracias. Su delantero centro, Jonathan Calleri, cometió la torpeza de atropellar en el área propia a Lucas Vázquez. El penal lo convirtió de fuerte disparo raso Karim Benzema, celebrando así sus 400 partidos con el Real Madrid, además hoy como capitán.

Con el 2-0 al descanso, el Madrid necesitaba un tercer gol para liquidar el partido ante un Las Palmas que se jugó el todo o nada con dos cambios al descanso, pasando a jugar con defensa de tres y dos delanteros.

Pero el plan B de Jémez, tras un inicio prometedor, duró lo que las entradas para una final de Champions. Un nuevo penal por una plancha de Ximo Navarro a Bale, lo convirtió esta vez el propio futbolista galés con un disparo centrado sin dejar de mirar al portero desde los once metros.

El marcador, ya inalcanzable para Las Palmas, permitió a Zidane guardarse para Turín a sus escuderos Casemiro y Modric, aún con media hora de juego por delante, propicia para el lucimiento de determinados futbolistas, pero Benzema perdonó su doblete, y Bale su particular ‘hat-trick’ en ocasiones diáfanas.

El equipo amarillo buscó con orgullo un tanto del honor que seguramente mereció, pero sin fortuna ante un rival a una distancia sideral, que incluso acabó perdonando una goleada de escándalo, y que ya piensa, ahora sí de pleno, en el choque prioritario de Turín.

Ficha técnica del partido:

UD Las Palmas (0): Chichizola: Míchel Macedo (Jairo, m. 46), Gálvez, Ximo Navarro, Aguirregaray; Javi Castellano; Halilovic, Aquilani, Vicente Gómez (Erik Expósito, m. 46), Momo (Ezekiel, m. 85); y Calleri.

Real Madrid (3): Keylor Navas; Nacho (Achraf, m. 29), Varane, Vallejo, Theo; Lucas Vázquez, Casemiro (Marcos Llorente, m. 61), Modric (Kovacic, m. 61), Bale; Asensio y Benzema.

Goles: 0-1, m. 26: Bale. 0-2, m. 39: Benzema, de penal. 0-3, m. 51: Bale, de penalti.

Árbitro: Pablo González Fuertes (Comité Asturiano). Mostró tarjeta amarilla a los jugadores locales Momo (m. 35), Gálvez (m. 45+3) y Ximo Navarro (m. 51).

Incidencias: Partido de la trigésima jornada de la Liga Santander disputado este sábado en el Estadio de Gran Canaria ante 22,942 espectadores. Se guardó un minuto de silencio en memoria de José Luis Hernández Ortega, exjugador de la UD Las Palmas entre 1973 y 1976.