Hombre demanda a Ford por camioneta usada en Siria

shadow

 

Hace un año la fotografía de una camioneta Ford color negro en manos de un grupo insurgente en Siria se hizo viral en la red, habiendo llamado la atención, no las armas que llevaba en el cajón trasero, sino la publicidad que hacía al servicio de plomería Mark-1 Plumbing de Houston, Texas.

Un año después de haberse hecho viral la fotografía, Mark Oberholtzer, propietario de Mark-1 Plumbing y expropietario de la camioneta Ford F-250, presentó una demanda en contra de la agencia Ford a la que vendió el vehículo en 2013. En esta demanda acusa a la agencia, entre otras cosas, de negligencia grave, fraude, tergiversación negligente y violación de la intimidad por apropiación del nombre.

Cómo llegó la camioneta del plomero a Siria, y precisamente a manos del grupo antigubernamental Jaish al-Muhajireen wal-Ansar, es un misterio pues los medios solo pudieron rastrear el traspaso de propiedad de Oberholtzer a AutoNation Ford Gulf Freeway, la agencia demandada, a una agencia de autos usados y de ahí su llegada a Mersin, Turquía, el 18 de diciembre de 2013, casi un año antes de que la foto de la camioneta en manos de los muyahidines tuviera notoriedad en los Estados Unidos.